Buñol negocia con Londres llevar a cabo una “Tomatina” en Hyde Park

hyde-park

El alcalde de Buñol considera esta iniciativa como un “golpe de efecto en la campaña de promoción sin límites de una fiesta cuyos pasos imitan otros municipios y colectivos”.

El Ayuntamiento de Buñol y las autoridades londinenses negocian la celebración de la Fiesta Roja, que se ha planteado para julio de 2015, según avanza el alcalde de Buñol, Joaquín Masmano. La Tomatina ‘británica’ tendría lugar en el espacio que habitualmente ocupan los grandes conciertos, como los que los Rolling Stones han ofrecido en Londres.

Según publica el periódico El Mundo, la Tomatina es el gran reclamo turístico de Buñol, su icono, su santo y seña, un evento universal que encabeza su patrimonio inmaterial y que desde su explosión, a principios de los ochenta, se ha convertido en uno de los embajadores de la Comunidad Valenciana. Javier Basilio descubrió la atractiva celebración, para muchos asquerosa, en Informe Semanal en 1983. Un año después, la Tomatina era portada del New York Times.

Con los años llegó a Buñol Bollywood, y Hollywood, magnates rusos que pagan 6.000 euros por balcones vip, espónsores que presentan sus novedosos productos con la marea roja de fondo y ciudadanos de todo el mundo, desde Gran Bretaña a Japón, pasando por Australia y los Estados Unidos. Lo último en la promoción de la batalla del tomate es trasladarla a Londres, al mítico Hyde Park.

Hasta el momento han tenido lugar dos reuniones entre el equipo de gobierno de Buñol y Turespaña, responsable del turismo en la Embajada Española en Londres. El siguiente paso, en el que se encuentran las negociaciones, es la reunión con la gerencia de Hyde Park, uno de los parques de la Realeza británica bajo la marca Royal Parks. En este encuentro, explica Masmano, se deben tratar asuntos relativos a la organización y el aforo de esta Tomatina exportada.

El alcalde de Buñol considera esta iniciativa como un “golpe de efecto” en la campaña de promoción sin límites de una fiesta cuyos pasos imitan otros municipios y colectivos, empezando por la gestión que, desde el pasado año, adjudica a un touroperador parte de la venta de las entradas para un aforo que se acotó “por cuestiones de seguridad y orden público”, según el alcalde.

El PP denunció lo que entienden como la “privatización” de la fiesta, un asunto que investiga un juzgado de Requena tras pasar por Fiscalía, pero el equipo de gobierno de Buñol está tranquilo, pensando en seguir con la difusión mundial de su emblema.

Volviendo a Hyde Park, “la idea es gestionarlo nosotros, llevar los tomates si nos dejan y si no comprarlos allí”, continúa Masmano, quien avanza que la reunión con Royal Parks tendrá lugar el próximo mes de octubre, momento en que se espera obtener la autorización para ocupar el espacio físico. En todo caso, “está todo muy avanzado”, señala el alcalde.

Share This Post

Post Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.