El Infantil de balonmano se queda a las puertas del liderato

La jornada matinal del Sábado contaba con dos partidos de nuestros jugadores cadetes e infantiles.

El equipo cadete se enfrentaba al Balonmano Puzol con los deberes ya hechos desde hacía dos semanas, con su clasificación para las semifinales de Copa, pero con ganas de resarcirse de la abultada derrota de la semana anterior. Sin embargo, los chicos no acaban de encontrar ese ritmo que nos hizo conseguir ser primeros invictos una vez que se consiguió el objetivo, y aunque el resultado final de 30-23 parece suficiente, no lo es, ya que la semana que viene en semifinales tendremos que hacer las cosas infinitamente mejor para “solamente” poder competir el partido a Maristas Algemesí “B”.

El plato fuerte de la jornada se daba con el partido a vida o muerte de nuestros infantiles contra Balonmano Alqueries, donde quien ganaba era primero de grupo y tenía la posibilidad de jugar también las semifinales de Copa. Con un pabellón repleto de gente, el equipo hizo una muy buena primera mitad, tanto en ataque como en defensa, y solamente la actuación de la portería visitante, que a la postre sería definitiva, nos privaba de conseguir una ventaja en el resultado, que acababa con tablas de 8 a 8.

El comienzo de la segunda mitad fue decisivo, ya que los nuestros no consiguieron encontrar la forma de conseguir gol y, poco a poco, Alqueries se iba distanciando en el marcador hasta encontrar una ventaja de 5 goles que, pese a la lucha de los chicos y el ánimo de la grada, su portero se encargaba de controlar con una magnífica actuación hasta el final del partido, con el 13-18 final. A pesar de ello, gran trabajo del Infantil este año que nos ha dado muy buenos momentos de balonmano y con los cuales hemos disfrutado incluso en la derrota. Un aplauso para todos ellos.

El Sábado balonmanístico se completó por la tarde con el equipo Senior, que está disputando la Copa Federación, en su visita a Lliria. Ya desde el inicio se vislumbraba un partido a la heroica, al contar solamente con 8 jugadores de campo por las numerosas bajas que están siendo habituales en este final de temporada.  El equipo local salio con una marcha más de intensidad que el AD Buñol, lo que le permitió conseguir una pronta ventaja de 5 o 6 goles basada en su buena defensa y contraataque. A pesar de los intentos de los nuestros por cambiar el signo del partido con una buena fluidez ofensiva, nuestra defensa y portería no estuvieron a la altura del partido, y no se consiguió acercar a menos de 2 goles el resultado en ningún momento. A la postre, 35-30 final, y con la sensación de haber podido hacer mejor las cosas. Queda el último partido en casa contra Sueca para resarcirnos y acabar la temporada con victoria.

Share This Post

Post Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.