Los trabajadores del Centro de Menores de Buñol “se quedarán en la calle” el próximo 1 de julio

Los trabajadores señalan que “el pasado 2 de mayo se nos informó que el traslado de los menores era inminente, pero a fecha de hoy no se ha producido ninguno

Según ha podido saber hoyunclick.es, los trabajadores y trabajadoras del Centro de Menores La Hoya de Buñol, “serán despedidos a fecha de 1 de julio”, tal y como han señalado desde el propio centro.

Ante las informaciones aparecidas estos días atrás sobre el traslado del centro de Monteolivete a Buñol, los trabajadores del centro buñolense han salido al paso, con una carta enviada a este digital. Los trabajadores indican que “desde el pasado viernes hemos visto como se repite en diversos medios la noticia del cierre inminente del Centro de Recepción de Valencia y su traslado a la localidad de Buñol. La noticia se queda ahí, la gente se echa las manos a la cabeza por el estado de deterioro en el que se encuentra el citado centro, y razón no le falta; sin embargo, hay más drama en todo esto“.

Los trabajadores señalan que “cuando uno lee las noticias que han ido apareciendo en prensa, pareciera como que el centro que va a acoger a los chicos y chicas de recepción estuviera vacío, pero no es cierto. Todavía hoy residen en Buñol, 22 chicos que serán trasladados a diversos centros de la provincia, y todavía trabajan en él 30 personas que quedaremos de patitas en la calle a partir del 1 de julio. Es un pequeño detalle que olvida comentar Mónica Oltra en sus diferentes intervenciones“.

Los trabajadores dicen que “se nos despide porque se necesita el edificio; a los menores se les traslada porque se necesita el edificio. Digamos que todo el grupo educativo que conforma el CAM LA FOIA DE BUNYOL, menores y educadores, somos daños colaterales. Se podría esperar, pues, un trato de deferencia ya que nos hemos visto inmersos en esta situación sin comerlo ni beberlo, nada más lejos de la realidad. A los trabajadores no se nos ofrece ni una triste alternativa, ni si quiera una ridícula que tengas que rechazar, nada. Un despido procedente (¡procedente!) por cese de servicio, no vamos a entretenernos aquí en el detalle de que el servicio no cesa, ya que se traslada a diversos centros“.

Los empleados manifiestan que “sin duda, lo más penoso de la situación es el poco cuidado que se está teniendo hacia nuestros chicos, hacia los todavía residentes del CAM LA FOIA DE BUNYOL“.

En este sentido el sector de los trabajadores señala que “si bien el 2 de mayo se nos comunicó que el traslado de los menores se iba a realizar de manera inminente, a día de hoy no se ha producido ninguno, y lo peor es que ni se sabe con certeza destino ni fecha exacta para las salidas. La aparición de noticias en prensa nos ha obligado a tener que compartir con los menores la poca información que tenemos sobre sus traslados, y es que no sabemos más que eso, que van a ser trasladados. A nosotros nos hubiera gustado al menos transmitirles certezas sobre su futuro próximo, para no generar más ansiedad y desasosiego del causado por la noticia del inminente desahucio, de la pérdida de referentes, de vínculos, de amigos, de un traslado impuesto y no consultado, como si de una mudanza se tratase“.

Los empleados recuerdan que el pasado mes de abril visitó las instalaciones del centro de Buñol, la Directora General de la Adolescencia y de la Infancia de la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas. En esa visita, según los trabajadores “le hablamos de las deficiencias del centro, de que no disponíamos de vehículo para transportar a los menores y teníamos que usar el nuestro. También de que los propios menores hacían las labores de electricistas o carpinteros, porque no había medios”. A todo eso, Rosa Molero “agradeció nuestra labor, incluso nos habló de excelencia en nuestro trabajo y se anotó las demandas que le realizamos, pero nada más, ya que nuestra empresa cesa de prestar el servicio este año”.

En cuanto a la recolocación de los trabajadores, “la empresa que presta el servicio tiene previsto hacer un ERE, y desde la Conselleria se nos dice que van a facilitar las cosas para que los centros privados puedan contratarnos, algo muy difícil, ya que estos centros tienen sus propios trabajadores y sus propias listas de espera para ocupar vacantes“.

Ante este hecho los trabajadores y trabajadoras del Centro de Menores de Buñol se manifestaron el pasado lunes ante las puertas de Conselleria y próximamente tiene previsto reunirse con responsables del Ayuntamiento de Buñol.

Comparte esta noticia

Deja un comentario