Mamá, Feliz Navidad ¿Qué has hecho de comer?

n11_gastronomia

Llega la Navidad. Llega la familia con el alboroto que ello conlleva. Hijos y nietos nos colman de alegría y bonitos recuerdos  año tras año. Olores maravillosos embriagan nuestro hogar, olores de nuestra cocina y las de todas las cocinas de Buñol. Otro año más quiero acercarme a vuestros fogones y daros estas dos recetas interesantes. Recetas que pueden romper un poco la monotonía, y darle un interesante golpe culinario a vuestras comidas o cenas navideñas.

De primero Crema de patata violeta
Ingredientes: 1,2 kg. Patata violeta (se puede encargar en cualquier verduleria); ½  lt. caldo de ave (no concentrado); ½  lt. nata liquida; 100 gr. bacon; 1 pellizco de sal, pimienta y nuez moscada; ½ trufa a láminas para decorar; 1 cuchara de mantequilla.

Freímos un poco el bacon con la mantequilla y enseguida añadimos la nata a fuego lento. Dejamos reducir. En un horno precalentado a 180º asamos las patatas violetas unos 25 minutos y comprobamos que estén blandas. Si es necesario las dejamos un poco más. En cuanto estén blandas las retiramos del horno, las pelamos con cuidado y las añadimos a la infusión de nata y bacon.Añadimos un poco de caldo de ave (no todo) y añadimos la sal, la pimienta y la nuez moscada. Cocemos 5 min. y pasamos con cuidado la mezcla en un túrmix o batidora. La textura tiene que quedar como una crema y no un puré. Si fuera asi añadimos un poco más de caldo y batimos de nuevo. Acabamos decorando con la trufa a láminas y unas gotas de aceite de oliva.

Solomillo Wellington con salsa de Oporto
Ingredientes: ½ solomillo de ternera; 1 lata de micuit de foie; ¼ kg. de jamón cocido a lonchas; 1 plancha de hojaldre; 1 huevo; ½ dl. de aceite de oliva; 1 vaso de vino de oporto; ½ litro de caldo de ternera concentrado; sal; pimienta en grano.

Limpiamos el solomillo de nervios y tendones. En medio del solomillo hacemos un agujero ayudándonos de una chaira (herramienta para afilar cuchillos). Con los dedos vamos introduciendo el foie por el agujero de manera que rellenamos el solomillo entero. Atamos el solomillo con una cuerda de manera que quede bridado uniformemente. Lo salpimentamos y lo doramos todo en aceite y con fuego fuerte. Así conseguimos que los jugos queden en el interior del solomillo. Después lo dejamos enfriar. Estiramos la hoja de hojaldre y extendemos el jamón cocido.Quitamos la cuerda al solomillo y lo colocamos encima. Arropamos el solomillo con el hojaldre y el jamón, lo decoramos con cortes bonitos y pintamos con huevo batido. En un horno precalentado a 200º, horneamos de 20 a 30 minutos aprox. Reducimos el caldo de ternera concentrado, junto al vino de oporto y unos granos de pimienta. Servimos en lonchas anchas con salsa al gusto.

Juan Antonio Moreno Pallás.
Club Gastronómico El Bunker.

Comparte esta noticia

Deja un comentario