El manifiesto del Ayuntamiento de Buñol sobre la situación del Centro de Menores

Redacción.- Hoyunclick.es ha tenido acceso en exclusiva al manifiesto que el Ayuntamiento de Buñol va a hacer público con respecto a la situación del Centro de Menores de la localidad. Este documento, es uno de los pasos que el consistorio anunció dentro de su calendario de acciones para denunciar el estado del centro.

Este texto ha sido consensuado por todos los grupos políticos que forman el Gobierno buñolense. En él se remarca que «Buñol es un pueblo hospitalario, solidario y abierto. Lo hemos demostrado a lo largo de nuestra historia. Buñol ha tenido un centro de Residencia de Menores en acogida, al que los Buñoleros llamamos el Hogar donde han vivido varias generaciones de menores en situación de desamparado, que han estudiado y convivido con el resto de menores de nuestro pueblo, sin mayor problema«.

Desde el consistorio reiteran que «Buñol acogió con prudencia el cambio de actividad en el centro, cuando este pasó a ser Centro de Recepción. Hasta la fecha no se ha producido ninguna acción organizada en contra de la Consellería o el Gobierno Valenciano, y esta se produce en estos momentos, canalizada institucionalmente por el Ayuntamiento de Buñol, ya que por lo acontecido a lo largo de estos dos últimos años, se ha llegado a una situación de susceptibilidad y desconfianza, que han hecho que el único pueblo de la Provincia de Valencia que no se opuso frontalmente al centro de menores, hoy lo haga, por el bien de los residentes, por el bien del resto de vecinos y por resolver definitivamente los problemas de convivencia que se han creado«.

El Ayuntamiento recuerda que «la situación del Centro de Menores de Buñol cambia radicalmente cuando la Consellería decide unilateralmente en Junio de 2017, tras el grave deterioro del centro de Monteolivete, por años abandonado de gobiernos del Partido Popular, que este se ubique en Buñol. Desde el mes de Julio de 2017 lo que era centro de Residencia se convierte en un centro de primera acogida, de Recepción de Menores«.

El Gobierno municipal insiste en que «al tener conocimiento por la prensa del traslado inminente de los menores desde el centro de Monteolivete en la Ciudad de Valencia, al centro situado en Buñol, la actual Alcaldesa Juncal Carrascosa y el anterior Alcalde Rafael Pérez, mantuvieron una última reunión en las dependencias de la Consellería de Igualdad y Políticas Inclusivas, de la que es responsable la Vicepresidenta del Gobierno Valenciano, Mónica Oltra, con el Secretario Autonómico y la Directora General, con la intención de insistir en que no se comenzase la actividad en el centro hasta el 5 de Septiembre. Pero la decisión estaba tomada«.

El Ayuntamiento buñolense recuerda que, «en todas las reuniones con los políticos responsables se nos aseguró que habría personal suficiente, incluso se adquirió el compromiso de que habría más personal en relación a la cantidad de menores de los que habían en el centro de menores de Monteolivete (ratio); que los menores que se derivaran al centro de Buñol serían de un perfil conflictivo bajo y que habría vigilancia del centro 24 horas, algo que se ha incumplido sistemáticamente«.

Otro de los inconvenientes, según el Gobierno buñolense ha sido «la distancia de Buñol con la Capital hacen que se produzca una mala coordinación con Fiscalía de Menores«. A esto hay que añadir los incidentes que se han producido como: robos, peleas, violencia contra los vecinos e incluso entre los propios adolescentes…

Llegados a este punto, el Ayuntamiento de Buñol, exige a la Consellería que «por el bien de los menores residentes y por el de los vecinos de nuestro pueblo, se ponga fin a la situación, encontrando urgentemente un lugar más adecuado para este tipo de centro y se revierta la situación del centro de Buñol, para que vuelva a ser centro de residencia«.

Exigen a la Vicepresidenta, Monica Oltra y al Presidente, Ximo Puig, y al Gobierno Valenciano que «tome las medidas oportunas para reconducir la situación de forma inmediata«. También que «una vez que la situación de provisionalidad ya se ha cumplido, pongan de forma urgente en marcha el lugar definitivo y adecuado para recepcionar a los menores en las mejores condiciones y al amparo de la ley de protección del menor«.

Por último, el Gobierno de Buñol quiere «reiterar una vez más nuestro compromiso colectivo con los sectores más vulnerables de la sociedad, en especial con los menores en situación de desprotección y hacemos la advertencia de que nadie, ni responsables políticos, ni ciudadanía en general, trate de interpretar este manifiesto como un rechazo a los menores internos por su lugar de origen y situación social, aprovechamos estas líneas para rechazar cualquier forma de expresión de racismo, xenofobia e intolerancia, siempre estaremos comprometidos con el bienestar de las personas independientemente de su lugar de origen, raza, género u orientación sexual«.

Share This Post